Detective de Ludotecas 14 – Joel

Detective de Ludotecas 14 – Joel

En esta nueva investigación, nos acercamos hasta la ludoteca del creador de la página de difusión y venta de juegos de mesa nacionales juegosdemesa.com.ar para conocer y difundir públicamente juegos rarísimos de los que nunca escuchamos hablar.

Hoy: Joel

ludoteca-y-yo

Matías: ¿Cuantos juegos tenés en tu ludoteca?
Joel: Según la BGG 141, pero tengo más que no están cargados allí. Igualmente hay muchos juegos del tipo familiar antiguos que poco a poco estoy dejando ir.

M: ¿Estás dejándolos ir porque ya no te gustan, o por falta de espacio?
J: Cuando empecé a comprar juegos fue por añoranza y curiosidad. Muchos de ellos son juegos del tipo familiar/infantil que en esta etapa de mi vida ya no juego, quizás más adelante cuando mi beba sea más grande. Así que prefiero que los disfrute otra familia en vez de estar ocupando espacio.

M: Ya que mencionás los juegos infantiles, ¿conservas juegos de tu niñez?
J: Si, pero los he comprado ya de grande por añoranza. Entre ellos te puedo mencionar el Velomanía. Un juego nacional de carrera de bicicletas donde no existe el azar. En su momento se vendía en el Luna Park en la carrera de seis días en bicicleta.

M: Jamás lo había escuchado mencionar, ¿tenés alguna otra rareza?
J: Tengo muchas, o al menos que yo considero así. Te tendría que armar una extensa lista.
Pero te voy a nombrar un ameritrash, muy bueno: el Buck Rogers: Battle for the 25th Century Game. Un juego donde los ataques y ocupación de territorios los tenés que calcular dentro de la rotación del sistema solar. Y cada planeta al tener una velocidad diferente hace que los saltos de planeta en planeta deban ser minuciosamente calculados.

M: ¿Cómo lograste conseguir esos juegos poco conocidos?
J: Muchos en subastas de mercadolibre y otros chusmeando. Como en la BGG, si uno mira minuciosamente día a día mercadolibre en juegos usados se puede hacer un panorama de la historia de juegos de mesa argentinos y encontrar pequeñas joyas.

M: Dentro de estas joyas, ¿cuál es tu favorito?
J: Tengo varios pero voy a elegir uno que dudo pueda volver a conseguir ya que es muy antiguo y así todo es muy divertido: El Aernaval, un juego Argentino de la década del 50 de táctica militar.

aernaval

M: ¿En su momento fue conocido o siempre fue un juego medio oculto?
J: Si era muy conocido. Para que te des una idea ese juego lo jugaban los chicos que ahora tienen 70 años. El tema es que en esa época no cualquiera podía tener un juego de mesa, la mayoría jugaban a las bolitas o con un pedazo de trapo. Este tipo de juegos lo tenían las familias con buen poder adquisitivo o en clubes recreativos. La copia que tengo, justamente era de un grupo de scouts de Córdoba. En mi copia me han venido las fichas y un librito escrito con los campeonatos que se hicieron en ese grupo.

M: ¿Sabés si el diseño del juego era argentino o era una licencia de afuera?
J: Si el juego era argentino de la empresa Victoria que en su momento competía con Estanciero y Balba por nombrar a los más importantes.

M: Debe ser difícil conseguir juegos tan raros, ¿investigás mucho para conseguirlos?
J: No, solo atento a las oportunidades. Hace poco conseguí un SET por solo 50 pesos. Se lo compré a un vendedor de libros usados, que le vino en un lote de libros.
Estoy siempre atento a ver que aparece, justamente ayer me compré un ejemplar usado del Haggis buscando por mercadolibre en los juegos recién publicados.

M: ¿Hubo alguno que te haya costado conseguir?
J: La verdad, todos fueron llegando poco a poco y sin esperas. Pero hay uno que quiero mucho y no logro conseguir ni jugarlo con alguien que lo tenga, es el Up-Front de Avalon Hill.

ludoteca-1

M: Algo que me llama la atención es que por un lado tenés juegos super raros y por el otro decís que te estás desprendiendo de algunos, ¿te considerás coleccionista de juegos?
J: Siempre los compré porque me deba satisfacción tenerlos, hasta que un día me di cuenta que era un desperdicio tener tantos y no darle la oportunidad a otra persona de disfrutarlos. Ese día fue el quiebre.
Mi nueva meta es aflojar con la compra y vender juegos que otros puedan disfrutar y que se amolden más a su gusto que al mío.
Los juegos raros que me pienso quedar son los que han envejecido bien y aun se permiten echar partidas.

M: Teniendo tantos juegos viejos, ¿asumo bien si digo que te gustan los juegos de mesa desde siempre?
J: Si me gustaban pero no era fanático de ellos. En realidad me gustaban mucho más los juegos electrónicos, en mi niñez a full con el Coleco Vision, la Commodore 64 y finalmente la PC. Los juegos de mesa los redescubrí más adelante. Y es que a medida que uno va creciendo, percibe el mundo de manera diferente.
Los juegos de mesa a diferencia de la pc van a otra velocidad, requieren de reflexión y atención y socializar, casi como un ritual. Actualmente, si estoy solo, en vez de un juego de PC o Tablet prefiero un juego de mesa solitario, por ejemplo el The Barbarossa Campaign de Victory Point Games. Juego unos turnos, lo dejo armado y luego sigo cuando me apetece, puede ser al día siguiente o varios días después.

M: ¿En qué momento fue ese redescubrimiento de los juegos de mesa?
J: En mi caso fue todo muy gradual, porque los viejos juegos que iba consiguiendo tenían mecánicas más avanzadas que un Monopoly. Realmente no sentí el quiebre.

M: ¿Cuál fue el primer juego moderno que jugaste?
J: No sé bien a que se podría llamar juego moderno existiendo tantas categorías, pero te puedo decir de 3 de ellas.
El primer euro, el ZUG (un juego nacional creado por Sebastián Caro), con cierto parecido al Carcassonne. Aunque a mi me gusta más el ZUG. Lo jugué en el 2010 cuando recién salió y en ese momento no sabía que a ese tipo de juegos se le llamaban eurogames.
El primer wargame, el Napoleón en su primer versión de 1975 de Avalon Hill (1975) si bien no es moderno, fue uno de los primeros que incorporó un mapa del tipo “point to point” y la niebla en batalla. No es un juego nuevo pero ha envejecido muy bien y actualmente está dentro de los 100 mejores wargames en el ranking de la BGG. Tan precursor fue en su época que ha sido lanzada su 4ta edición en 2013 por Columbia Games.
El primero de cartas, el Saboteur que no fue lo que esperaba.

M: ¿Cómo los descubriste?
J: El ZUG solamente buscando juegos novedosos en mercadolibre. Y el Napoleón manteniendo mi línea de compra de antiguos wargames de la editorial Avalon Hill.
Ahora hay un resurgimiento de los wargames, pero hace algunos años si te gustaba ese tipo de juegos tenías que buscar viejos juegos.

M: Los Wargames suelen ser un nicho dentro de un nicho, ¿hay alguna empresa o diseñador de War Games que puedas recomendar?
J: Sin duda la mejor empresa actual de wargames es GMT Games. Por otro lado tenés 3 buenas editoriales que desarrollan wargames en solitario como Victory Point games, DVG y Decision Games.
En el tema de los wargames no se suelen esperar los últimos en salir, no es tan comercial el ambiente. Te puedo comentar dos “monster”: el World in Flames con un mínimo de duración de 6000 minutos de partida y el Europa Universalis con una duración de 3600 minutos.
Y finalmente agregar para el que se quiera iniciar en este ambiente puede comprar el Conflict of Heroes: Awakening the Bear editado en 2012 que también lo edita Devir en español. Tiene una duración de 120 minutos pero tiene todo lo que un verdadero wargame tiene que tener.

M: ¿Qué es lo que te gusta de los wargames y que no encontrás en otro tipo de juegos?
J: Me gustan los juegos de simulación, osea que están a un paso más que los temáticos. En el caso de los wargames es más fácil de generar estas simulaciones de batallas. Pero actualmente se van desarrollando nuevos juegos que simulan otro tipo de actividades. Te comento algunos que tengo y sirven como ejemplo: el High Frontier que simula una exploración espacial en un futuro cercano con tecnología actual. El K2 que simula una competencia de escalada a la cumbre de una montaña. El Leader 1 que simula una carrera de bicicletas.
En el caso de juegos argentinos el Pro Manager Mesa simula la gestión de un club de fútbol.

higth-frontier

M: ¿Tenés preferencia por los juegos nacionales?
J: Si creo que tengo casi todos, bueno, por algo mi sitio juegosdemesa.com.ar está enfocado solo a ellos.
Lo bueno de los juegos nacionales es que en su mayoría son juegos económicos, introductorios y están en español.
Los podes sacar a la mesa sin problema con cualquier tipo de jugadores.

M: Contanos un poco sobre tu página, ¿cómo surgió la idea de promocionar y vender juegos nacionales?
J: Un día tuve la suerte de poder negociar la compra del dominio juegosdemesa.com.ar (ya lo tenía registrado otra persona). Lo tuve parado porque tenía desarrollando otros proyectos. Hasta que poco a poco en argentina empezaron a verse nuevos juegos y eso me animó a lanzarlo.
No quise armar una web de reseñas en general porque en el mundo hay muchas y muy buenas y estaba faltando algo solo enfocado a juegos Argentinos, aunque no debo olvidar el blog Ludonimicon que también está enfocado únicamente a juegos argentinos y es muy bueno.

M: ¿Qué opinión te merece la industria de juegos nacionales actual?
J: Con respecto a juegos de grandes empresas no los tengo muy en cuenta porque son creaciones de juegos de más de 40 años salvo excepciones como el Nuevo Mundo, de Ruibal.
El mercado argentino sobre juegos de mesa de autor es muy nuevo y creo que a futuro debería enfocarse a juegos livianos y de buena calidad.
Hoy por hoy hay muchos juegos de calidad casi artesanal pero con mucha aceptación de la gente del mundillo lúdico.
El próximo paso es animarse a hacer juegos de tiradas de 1000 copias en imprentas. Eso generaría un precio de venta muy bajo al por mayor que permitiría vender a precios normales del mercado en locales afines para su venta al público.
Pero es importante que sean juegos muy básicos e introductorios porque el argentino común recién está empezando a descubrir este nuevo mundo de juegos de mesa. Por ejemplo la estrategia de mercado que hacen Bureau de Juegos y Ok Ediciones, creo que es la acertada.

batalla-de-caseros

M: Siendo que te gustan los wargames y los juegos argentinos, ¿probaste el Panzer Saint Lo?
J: El Panzer Saint Lo lo jugué y es un juego que en componentes está impecable pero las reglas están muy por el aire.
En la BGG los usuarios han subido reglas alternativas con opción a reglas avanzadas y utilizando esas se transforma en un buen wargame.

M: Además de las categorías mencionadas, ¿hay algún otro tipo de juego que te interese?
J: Actualmente estoy incorporando euros y de cartas. ¡Ah, me olvidaba! También tengo muchos abstractos que es el tipo de juegos que le gustan a mi mujer.

M: ¿Hay algún abstracto que recomiendes?
J: De abstractos que están actualmente en venta te puedo recomendar el LED, el Terraofensiva y el Kuskalla. Y como antiguo el que más me gusta es el Lasca seguido por el Halma. No tuve la oportunidad aun de probar los juegos de Kris Burm del Project GIPF, pero le tengo las re ganas.

M: ¿Qué tipo de euros te gustan más? ¿Los familiares, intermedios, o pesados?
J: No probé muchos, pero por lo que probé estos meses los intermedios (Puerto Rico, Keyflower y 7 Wonders entre otros) . Aunque pude testear el prototipo del juego Archimago durante 4 horas y se me pasaron volando. Lo disfruté mucho.

M: Para cerrar, la pregunta obligada, ¿cómo imaginas el futuro de tu ludoteca?
J: Calculo que me iré deshaciendo de los que no me divierten tanto y buscaré nuevos. La vida es finita y no quiero convertirme en un esclavo de mis juegos ni en un coleccionista. Finalmente tendré la cantidad justa a la cual le pueda dedicar tiempo.

M: Muchas gracias Joel por abrirnos las puertas y mostrarnos juegos que probablemente nadie más pueda mostrarnos.

 

2 Comments

  1. Luis 1 mes ago

    Hola. ¿Cómo me contacto con Joel por el Aernaval?

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

A %d blogueros les gusta esto: